HOSPITAL DE ALTA COMPLEJIDAD
"PTE. JUAN DOMINGO PERÓN"
Pre Inscripción a Residencias
El Hospital de Alta Complejidad “Pte. Juan Domingo Perón” aspira ser una institución de trascendencia regional, nacional e internacional, en el campo asistencial, docente y de investigación. Contamos con una tecnología inteligente manejada por un grupo de expertos profesionales que mejora la calidad de diagnóstico, reduce los riesgos de error, maximiza los efectos curativos, disminuye los costos y optimiza el uso de los recursos.
AUTORIDADES
MISIÓN/VISIÓN
VALORES

HISTORIA

La provincia de Formosa tenía en 1995 una población de 470 mil habitantes, aproximadamente. Los centros de referencia en materia sanitaria de las personas que no contaban con cobertura social eran, indefectiblemente, el Hospital de la Madre y el Niño y el Hospital Central, con una altísima demanda que superaba muchas veces las posibilidades no sólo edilicias sino también de recursos. Ante la necesidad de dar respuestas a la cada vez más creciente demanda de atención sanitaria de alta complejidad, que en muchos casos eran derivados a centros especializados de otras provincias con el desarraigo que esto acarreaba, cumpliendo con la doctrina filosófica que anima al Gobierno de la provincia (plasmado en los artículos 80 y 81 de la Constitución Provincial) que ubica a la persona como eje fundamental de la organización estatal, se reasignaron fondos para el financiamiento de la construcción de un Nuevo Hospital de la Ciudad de Formosa. Esto se concretó el 18 de diciembre de 1995 a través de la Ley 1181. La licitación pública para la concreción de esta obra fue la número 04/96, proyecto número 08/20.

El inicio de los trabajos demoró un año, hasta que el 4 de marzo de 1997 arrancó la imponente obra que desde sus comienzos anticipaba que se trataría de un nodo de la medicina en esta región del país.

Cuatro años después, en noviembre de 2001, culminó la estructura edilicia. Se concretaba, entonces, un anhelado proyecto que respondía a las últimas normas sanitarias nacionales e internacionales, atendiendo criterios generales como el respeto por la arquitectura y las costumbres locales en cuanto a uso y folclore como abundantes espacios verdes e iluminación natural. El 91 por ciento de la mano de obra ocupada para la imponente construcción fue local, lo que significó trabajo para muchos formoseños.

CÓMO LLEGAR?